Jaime Esparza al igual que los grandes empresarios del país, coincide en afirmar que en cualquier negocio es imprescindible atraer y fidelizar a los usuarios, puesto que son ellos quienes realmente determinan el éxito de las compañías a través de sus compras y recomendaciones.

Sin lugar a dudas, la opinión de los clientes en cuanto al servicio, producto y atención oportuna tiene un gran peso y serán determinantes a la hora de posicionar una marca. Lo anterior obliga a los emprendedores a buscar herramientas para brindar una experiencia efectiva, la misma que debería garantizar una demanda constante por parte de los consumidores y del mercado.

“La cordialidad y el buen servicio, deben ser dos temas claves que deben manifestar nuestros colaboradores con su buena postura y claro, también con una sonrisa, estoy seguro que son estrategias que hablan muchas más de nuestro diferencial en calidad. La atención y el interés para superar las expectativas de nuestros clientes resultan vitales a la hora triunfar en el mundo de los negocios”, afirma Esparza Rhénals.

Contar con personal capacitado no sólo en el portafolio que ofrecemos, sino en etiqueta, es un punto importantísimo para que los clientes hablen bien de las empresas, esto aumentará las posibilidades de tener éxito.

“Trabajar en mejorar nuestra parte operativa es un reto que se debe asumir si queremos proyectar una imagen de profesionalismo y de calidad. Los clientes se guían por cómo los tratamos y la forma en la que les hacemos saber las cosas, así que el punto más importante radica en el entrenamiento que le brindemos a nuestra fuerza comercial y de relacionamiento. Si queremos dar una muy buena imagen a nuestros clientes, primero debemos enamorar a nuestra gente”. Concluye el empresario, Jaime Esparza Rhénals.

Deja un comentario

*